¿Soy de izquierdas o de derechas?

Desde que empecé mi compromiso en la política activa en el año 2006 me enfrento regularmente a una pregunta a la que yo no doy importancia, pero que parece obsesionar a mucha gente. Y esta cuestión se traslada ahora a la formación que represento. ¿Ciudadanos es de derechas o de izquierdas?

Así me lo preguntó, con gran vehemencia, un periodista y tertuliano durante un debate. Le noté frustrado con mi respuesta, que es la de siempre, que no es de izquierdas ni de derechas, que somos Tercera Vía. Por su mirada supe que no me creía. Se notaba que sospechaba que lo que pretendía con esa respuesta era salirme del sempiterno esquema decimonónico de derecha-izquierda para pescar votos en cualquier pesebre…

Aún me cuesta comprender por qué algunos necesitan con tanta intensidad colgar etiquetas. Entre otras cosas, porque hoy por hoy, yo no sé qué es ser de izquierdas, y qué es ser de derechas. Me explico: ¿El PSOE es de izquierdas después de haber abrazado la economía de mercado, es decir, el modelo de economía capitalista? O personalicemos un poco más, ¿Es el Bono socialista ferviente católico y persona contraria al aborto más de izquierdas que el verso suelto del PP, el señor Monago, presidente de Extremadura?

En USA los republicanos consideran el estado de bienestar, y en especial la sanidad gratuita, como una perversión socialista y roja, y, sin embargo, el PP y los partidos conservadores europeos lo reivindican como suyo. Por lo tanto, ¿el estado de bienestar es de izquierdas o de derechas?

¿Condenar la dictadura cubana de Castro y el modelo soviético o el de la China de Mao, es ser de derechas? ¿Creer en la justicia social y la enseñanza pública es ser de izquierdas? ¿Es el Papa de derechas o de izquierdas? ¿Implicarse en la defensa del medio ambiente y la ecología, como lo hizo el millonario y vicepresidente Al Gore a través de su oscarizado documental ‘Una verdad incómoda’, es de izquierdas o de derechas? ¿Rechazar la energía nuclear como ha hecho Ángela Merkel en Alemania es de derechas o de izquierdas?

Y yo, que defiendo que las soluciones a los problemas de los ciudadanos no son de izquierdas ni de derechas, sino solo buenas o malas, entonces ¿qué soy yo? ¿De derechas o de izquierdas? Menuda esquizofrenia….

¿Realmente alguien se cree que los trilladísimos clichés del siglo XIX son la única manera de definirse en pleno siglo XXI? ¿Reducir la política a las trincheras ideológicas de rojos y azules no es condenarla a ser una bandera más?

Quién afirma ‘¡yo soy de derechas!’ o ‘¡yo soy de izquierdas!’ con la misma vehemencia que quién exclama ‘¡yo soy del Madrid!’ o ‘¡yo soy del Barça!’, ¿no responde más bien a un sentimiento atávico y primitivo de pertenecer a alguna tribu? Habría que estudiarlo…

Creo que sería bueno ir prescindiendo de los rancios sectarismos. Por eso me acerqué a Ciudadanos, que, por cierto, en eso de estar por delante de las etiquetas, ha sido un movimiento ciudadano adelantado a su tiempo. Lo hizo antes que Podemos e incluso antes que UPyD, con permiso de la formación Foro, que lideró mi padre en 1991, otros que probablemente fueron demasiado adelantados a su tiempo.

About the author

C_Punset

Copyright © 2019 All Rights Reserved - Powered by La web lúcida